,

Empaquetado del alimento para mascotas: 4 aspectos a considerar

El empaquetado del alimento para mascotas es uno de los aspectos más importantes para la industria. Gracias a este proceso es posible preservar la calidad del producto, transportarlo y distribuirlo, además, el empaque es la envoltura de nuestra marca y lo primero que los consumidores verán cuando se acerquen al producto.

A continuación te compartimos cuatro aspectos a considerar en el proceso de empaquetado del alimento para mascotas:

 1. Investigar e innovar:

Muchos productores asumen que los procesos que han empleado durante años son los más adecuados para el empaquetado del alimento para mascotas. Conformarse con tecnologías tradicionales es un error común en la industria; por ejemplo, actualmente ha habido mejoras en las películas de polietileno que las hace más fuertes y resistentes, lo que recude los costos de producción; sin embargo, muchos productores desconocen estos avances tecnológicos perdiéndose así de sus beneficios.

RECOMENDAMOS: Etiquetado para alimento alimentos de mascotas

 2. Consultar expertos en empaquetado:

El proceso de empaquetado del alimento para mascotas implica una gran cantidad de factores que podrían ser obviados si no se es un experto en la materia del embalaje. Por ejemplo, un mínimo error de cálculo en el tamaño del empaque primario o secundario podría implicar un aumento en los costos de producción.

Por otra parte, antes de lanzar al mercado un producto es indispensable realizar las pruebas apropiadas que permitan conocer si el empaque resistirá las condiciones de envasado, transportación, distribución y uso. Ésta es la razón por la que encontramos primordial ceder la responsabilidad del diseño del embalaje a expertos capaces de crear un empaque que responda a las necesidades específicas de nuestro producto y mercado.

3. Hacer un análisis de costos del proceso de empaquetado del alimento para mascotas:

Ésta sugerencia podría parecer obvia, no obstante, el proceso de empaquetado del alimento para mascotas implica infinidad de etapas y de pasar por alto alguna podríamos salirnos drásticamente de presupuesto.

En principio  hay que considerar los costos del material, del diseño del embalaje, de las respectivas pruebas de envasado y de la producción. A su vez,  los costos de envío, inventario, almacenamiento y mano de obra.

RECOMENDAMOS: Polipropileno ¿El mejor para empaques?

4. Pensar en el medio ambiente:

En la actualidad es absolutamente necesario que en todo giro se tome en cuenta el impacto ambiental de nuestros productos, y el empaquetado del alimento para mascotas no es la excepción. Pensemos, por ejemplo, qué tipo de energía se utilizará en nuestra producción o si los materiales son reciclables o biodegrables. Este tipo de características no sólo reducirán el posible daño ambiental de nuestra producción, también comprometernos con un proceso sostenible podría representarnos un ahorro considerable.

Como podemos ver, el empaquetado del alimento para mascotas  no es una simple bolsa para transportar comida, sino un complejo proceso con el que podemos acercar nuestro producto al mercado y hacerlo más accesible a nuestros consumidores.

PetFood Latinoamérica. Síguenos también en

Facebook

Twitter

Linkedin

,

Industria del alimento para mascotas: 5 cosas que no sabías

 La historia de la industria del alimento para mascotas es relativamente corta en comparación al tiempo en que los perros y gatos han sido compañía de los humanos; sin embargo, como toda historia está llena datos curiosos que quizá no conocías:

1. Comida casera antes de la industralización del alimento para mascotas:

Antes de que existiera el mercado del alimento para mascotas, las personas alimentaban a sus animales con las sobras de su mesa o con alimentos caseros preparados especialmente para ellos; por su puesto, la suerte de cada animal dependía en gran medida de la de su dueño.

Aunque esta práctica ha entrado en desuso hay famosos ejemplos de dietas caseras para mascotas, por ejemplo, hace poco se reveló que los perros de la Reina Isabel II de Inglaterra siguen una dieta especial que incluye bistec, pechuga de pollo, salsa casera y remedios homeopáticos.

 2. El primer alimento para mascotas:

El inventor del primer alimento procesado para mascotas, James Pratt, en un principio se dedicaba a la venta de pararrayos. La idea de crear un alimento que fuese de consumo exclusivo para mascotas surgió en 1860 cuando Pratt observó a marineros lanzarles galletas de harina, agua y sal a los perros callejeros.

RECOMENDAMOS: 5 ingredientes en alimentos para mascotas que resultan controversiales

3. Ingredientes:

El primer alimento para perros era una galleta hecha de trigo, remolacha y sangre de res. Después, las primeras marcas de alimento para mascotas fueron productos enlatados que incluían entre sus ingredientes carne de caballo.

4. Influencia de la economía en el surgimiento de la industria del alimento para mascotas:

Un factor que impulsó el desarrollo de la industria de los alimentos para mascotas fue la Gran Depresión. Para los años 30 Estados Unidos estaba pasando por una profunda crisis económica; esto obligó a los dueños de mascotas a buscar opciones alimenticias más baratas que la carne. Al mismo tiempo los industriales de la época encontraron en el alimento para mascotas una gran oportunidad de emplear y obtener ganancias de los subproductos de granos y carnes.

5. Nuevas tendencias en el alimento para mascotas:

Actualmente los dueños de mascotas están más informados y son más exigentes respecto a la dieta de sus perros y gatos. Atendiendo a estas demandas del mercado, la industria del alimento para mascotas ha evolucionado y actualmente está incluyendo nuevas fórmulas que incluyen desde alimentos gourmet, con carne de pato y vegetales orgánicos, hasta comida completamente vegetariana.

RECOMENDAMOS: Alimentos vegetarianos para mascotas

Desde el surgimiento del primer alimento para mascotas, la industria no ha parado de crecer. Si hemos evolucionado tanto en tan poco tiempo ¡Imaginemos cuánto podremos lograr en un futuro!

PetFood Latinoamérica. Síguenos también en

Facebook

Twitter

Linkedin

, ,

Alimento para mascotas: Conoce más de la historia de esta industria

La historia de la industria del alimento para mascotas es reciente en comparación con el ancestral tiempo en que perros y gatos han sido nuestra compañía. Durante siglos fueron alimentados con los desperdicios que dejaban los humanos, por ejemplo, trozos de carne cruda y huesos. Sin embargo, la suerte de cada animal variaba de acuerdo a la de su dueño, hay registros de animales que pertenecían a la realeza y se les preparaban platillos especiales por orden expresa del rey.

RECOMENDAMOS: Los pros y contras de la comida casera

Los primeros productores de alimento para mascotas

Es hasta 1860 que James Spratt, en Inglaterra, fundó Spratts Patent Meat Fibrine Dog Cakes, el primer alimento procesado para mascotas. Tras ver como marineros lanzaban galletas de trigo y sal a los perros callejeros, Spratt se propuso crear una galleta de trigo, remolacha y sangre de res para consumo exclusivamente animal. En 1907 un competidor estadunidense produjo una galleta similar  en forma de un hueso y hasta 1922 eran las únicas opciones de alimento para mascotas en el mercado.

La gran depresión económica tras la Primera Guerra Mundial y el emergente mercado de alimentos para mascotas representó una enorme oportunidad de crecimiento para la industria. Por una parte, la crisis económica obligó a los dueños a buscar métodos más baratos que la carne para alimentar a sus mascotas y a su vez muchos fabricantes comenzaron a procesar los subproductos no utilizados en la industria de los granos y la carne para crear alimentos para perros y gatos.

Al tratarse de una industria nueva, no existían medidas de comercio que regularan la fabricación y distribución de los alimentos para mascotas. Por esta razón, muchos fabricantes incluían cualquier tipo de ingrediente en sus fórmulas o le atribuían supuestas propiedades curativas y medicinales a sus recetas, aunque nada de esto estuviese lo suficientemente estudiado.

El surgimiento de la industria del alimento para mascotas

Para la década de los 40, la comida deshidratada fue introducida al supermercado; por su parte, el auge de la comida seca surgió en los 50 cuando Purina descubrió el proceso de extrusión, el cual combina los ingredientes en forma líquida y después los “pisa” mecánicamente para expandirlos y  hornearlos. Esto da como resultado un alimento liviano que da la impresión de rendir más, lo que para fines de comercialización fue sumamente conveniente.

Ante el boom de los alimentos para mascotas, en los 70 se consideró seriamente evaluar la calidad de los productos y en 1974 se formó la American Association of Feed Control Officials que desarrolló los primeros análisis químicos en alimentos para perros. De ahí a la fecha cada vez más países han tomado las medidas necesarias para normalizar la producción de alimentos para mascotas y asegurar que los productos cumplan con ciertos estándares de calidad.

Hoy en día existen una amplia variedad de alimentos para mascotas en el mercado, desde las croquetas más económicas hasta alimentos gourmet y comida orgánica y vegetariana. Los dueños de mascotas cada día están más informados y buscan productos que respondan a sus necesidades y protejan la salud de sus perros y gatos lo que para la industria significa un amplio campo de investigación y desarrollo.

RECOMENDAMOS: Alimentos gourmet para mascotas

PetFood Latinoamérica. Síguenos también en

Facebook

Twitter

Linkedin