,

La historia de las máquinas de extrusión Wenger

 La historia de las máquinas de extrusión se remonta a la primera mitad del siglo pasado. En 1928 los hermanos Joe y Louis Wenger, los hijos más jóvenes de una pareja de inmigrantes suizos, se enfrentaron a una compleja situación. En ese entonces Estados Unidos estaba atravesando una crisis económica tan intensa que sería recordada como la Gran Depresión. Además, tuvieron que reconstruir su fábrica de piensos que acababa de ser destruida por el fuego. Ante la adversidad, estos jóvenes hermanos tuvieron que crear nuevas soluciones para resolver viejos problemas.

¿Cómo surgieron las primeras máquinas de extrusión?

En 1935 fundaron Wenger Mixing Company en una pequeña ciudad de Kansas. Con esfuerzo y dedicación continuaron trabajando en el diseño de una máquina que mezclaba melaza con granos enteros. En 1948 lograron producir pellets por primera vez.

 

RECOMENDAMOS: Proceso y tecnología de extrusión

Gracias a sus años de investigación crearon el primer sistema de cocción por extrusión, sin sospechar que se convertiría en la tecnología básica para todos los extrusores comerciales que se utilizan hoy en día.  Sus esfuerzos se vieron recompensados en 1954, cuando por primera vez Wenger recibió su primer pedido al extranjero: un molino para una fábrica en Venezuela.

 

En 1958 LaVon Wenger, hijo de Louis, patentó la primera máquina de extrusión de cocción comercial para la producción de alimentos expandidos para mascotas. Diez años después, construyeron una planta de investigación para desarrollar nuevos procesos. Ubicada cerca de la fábrica, el Centro Técnico de Wenger cuenta con un laboratorio agroalimentario completo con máquinas de extrusión y secado a escala de investigación, con el fin de probar nuevas ideas y técnicas de producción.

La tecnología Wenger en la actualidad

Han pasado más de 75 años desde la invención de la máquina que revolucionaría la industria del alimento para mascotas. En la actualidad Wenger sigue siendo una empresa familiar dedicada a la innovación en el mercado de la extrusión. Por si fuera poco, esta empresa también diseña y fabrica secadores, equipos de recubrimiento y auxiliares con la más alta tecnología.

RECOMENDAMOS: Mantenimiento de máquinas extrusoras: La forma de ahorrar tiempo y dinero

Hoy en día Wenger distribuye cientos de productos agroalimentarios diferentes en más de 90 países. Entre sus productos destacan, comida para perro, gato, animales de laboratorio, aves, ganado, acuáticos y exóticos. Aproximadamente el 85% de los alimentos para mascotas en todo el mundo se producen en los sistemas de Wenger.

 

Fuente: wenger.com

 

PetFood Latinoamérica también en

Facebook

Twitter

Linkedin

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *